Foro
Last active: Never
Not logged in [Login - Register]
go to bottom

Printable Version | Send to Friend
Subscribe | Add to Favorites
Go previous thread at this forum Go next thread at this forum
Author: Subject: Los 10 mitos del ayuno
Kile
(Member)





Registered 19-7-2005
Status: Offline

Guipúzcoa
Spain Spain
Mood: Ser neutral

posted on 24-10-2010 at 00:43:20.206 Permalink
Los 10 mitos del ayuno

Martin Berkhan:
Top Ten(0) Fasting Myths Debunked

Or "Top Ten Diet Myths Debunked". That would have fit almost as well. Ok, so in retrospect, I think I screwed up on the title. Many myths just happened to be connected to intermittent fasting (meal frequency, breakfast skipping, etc.). Well, live and learn.

Everyone who learns about nutrition through the usual channels, be it fitness magazines, mainstream diet books and forums, gets cursed with the prevailing belief system of what constitutes a good diet.

Though specific dietary recommendations vary slightly depending on who you listen to, there are many common denominators and "rules"(0) that you are told you must adhere to. Call it broscience, incompetence or ignorance, same thing. We've all been there and we've all followed these rules. Led like sheep, not knowing better. Trusting that those we listen to knew what they were talking about. While these dietary myths run rampant in the bodybuilding and fitness community, you'll find that many are being endlessly propagated in the mainstream as well.

Upon closer scrutiny, the great majority lack scientific basis. They are born out out of half-truths, faulty conclusions drawn from poorly conducted studies or created when a study gets cited out of context.

Sometimes,(0) what's claimed is even in exact opposition to what really occurs at a physiological level. Many people believe that alcohol is fattening, more so than any other macronutrient. Yet, if you look at how inefficiently the body converts ethanol to fat, you'll find that it's completely backwards. I talked about this in "The Truth about Alcohol, Fat Loss and Muscle Growth". Also note how the proposed negative effect of alcohol on muscle growth doesn't even exist in the scientific literature.

You'll see similar examples(0) in this article. For example, in short-term fasting, it's often claimed that metabolic rate slows down - yet looking at the studies, the opposite is true.

The myths I'll debunk today are being kept alive by:

1. Repetition. Repeat something often enough and it becomes the truth. If everyone is saying the same thing, it must be true. No need to look into it and think for yourself. The fact that bodybuilders and fitness celebrities keep propagating these myths doesn't help either. Most people reason that if these people do it, it must be great. Unfortunately, bodybuilders and fitness(0) celebrities might just be one of the last people on earth you should listen to if you want objective and accurate opinions in nutrition.

2. Commercial(0) forces. For example, the supplement industry benefits greatly from people believing that frequent feedings provide a metabolic advantage. People don't have time to eat six cooked meals a day. Instead, they turn to meal replacement powders, shakes and protein bars. The cereal and grain industry benefits by preaching about the virtues of breakfast for weight control, health and fat loss. There's no commercial incentive in telling people that they would do just fine with three squares a day.

3. Few people have the knowledge or interest needed to(0) interpret the scientific evidence and draw their own conclusions. In order to do this you would need an academic background that included critical examination of studies and study methodology as part of the learning process.

However, an academic background, or an extensive education in nutrition or physiology, seems to correlate very poorly with truthfulness and objectivity in the field of dietetics in my experience. The advice and claims I have seen made by many RDs (Registered Dietitians) has been so shamelessly wrong that I put little stock in anything they have to say. The same goes for many "diet gurus" and so-called health experts with a solid list of academic credentials.

That people who should know better keep repeating the same(0) myths is somewhat puzzling and strange. Perhaps they lose interest in keeping up with research. What we know today is a bit different from what we knew twenty years ago after all. Or maybe they're afraid that their credibility would be questioned if they change the advice they have(0) been giving for years. I'm not sure. I've been thinking about it quite a bit. But I digress. Back to the topic.

The top ten fasting myths debunked

The dietary recommendations and advice given in mainstream media and most fora will have you believe that fasting is a hazardous practice. On top of wrecking your metabolism, you should expect(0) ravenous hunger, fat gain, muscle loss, and severe mental impairment. Or so you are told.

Needless to say, people who are introduced to Leangains and the intermittent fasting diet concept have many fears that will make them think twice before embracing it. Fears grounded in years of a dietary indoctrination based on faulty ideas and lies. We've all been there.

I've listed the ten most common fasting and diet myths that exist to make people resistant to intermittent fasting. I've explained why they're wrong and linked out to references and other resources for those who would like to read a more detailed review of the issues. I've also listed their origins, or what I believe to be their origins.

I've dealt with each myth many times before on(0) this site but it would be good to have everything in one place. Even if you've been following me for a while, you'll find some new information here I haven't discussed in the past. It's a long read but it'll be worth your while.

1. Myth: Eat frequently to "stoke(0) the metabolic fire".

Truth

Each time you eat, metabolic rate increases slightly for a few hours. Paradoxically, it takes energy to break down and absorb energy. This is the Thermic Effect of Food (TEF). The amount of energy expended is directly proportional to the amount of calories and nutrients consumed in the meal.

Let's assume that we are measuring TEF during 24 hours in a diet of 2700 kcal with 40% protein, 40% carbohydrate and 20% fat. We run three different trials where the only thing we change is the the meal frequency.

A) Three meals: 900 kcal per meal.

B) Six meals: 450 kcal per meal.

C) Nine meals: 300 kcal per meal.

What we'd find is a different pattern in regards to TEF. Example "A" would yield a larger(0) and long lasting boost in metabolic rate that would gradually taper off until the next meal came around; TEF would show a "peak and valley"-pattern. "C" would yield a very weak but consistent boost in metabolic rate; an even pattern. "B" would be somewhere in between.

However, at the end of the 24-hour period, or as long as it would take to assimilate the nutrients,(0) there would be no difference in TEF. The total amount of energy expended by TEF would be identical in each scenario. Meal frequency does not affect total TEF. You cannot "trick" the body in to burning more or less calories by manipulating meal frequency.

Further reading: I have covered the topic of meal(0) frequency at great length on this site before.

The most extensive review of studies on various meal frequencies and TEF was published in 1997. It looked at many different studies that compared TEF during meal frequencies ranging from 1-17 meals and concluded:

"Studies using whole-body calorimetry and doubly-labelled water to assess total 24 h energy expenditure find no difference between nibbling and gorging".

Since then, no studies have refuted this. For a summary of the above cited study, read this research review by Lyle McDonald.

Earlier this year, a new study was published on(0) the topic. As expected, no differences were found between a lower (3 meals) and higher meal (6 meals) frequency. Read this post for my summary of the study. This study garnered some attention in the mass media and it was nice to see the meal frequency myth being debunked in The New York Times.

Origin

Seeing how conclusive and clear research is on the topic of meal frequency, you might wonder why it is that some people, quite(0) often RDs in fact, keep repeating the myth of "stoking the metabolic fire" by eating small meals on a frequent basis. My best guess is that they've somehow misunderstood TEF. After all, they're technically right to say you keep your metabolism humming along by eating frequently. They just missed that critical part where it was explained that TEF is proportional to the calories consumed in each meal.

Another guess is that they base the advice on some epidemiological studies that found an inverse correlation between high meal frequency and body weight in the population. What that means is that researchers may look at the dietary pattern of thousands individuals and find that those who eat more frequently tend to weigh(0) less than those who eat less frequently. It's important to point out that these studies are uncontrolled in terms of calorie intake and are done on Average Joes (i.e. normal people who do not count calories and just eat spontaneously like most people).

There's a saying that goes "correlation does not imply causation" and this warrants further explanation since it explains many other dietary myths and fallacies. Just because there's a connection between low meal frequencies and higher body weights, doesn't mean that low meal frequencies cause weight gain. Those(0) studies likely show that people who tend to eat less frequently have:

* Dysregulated eating patterns; the personality type that skips breakfast in favor of a donut in the car on the way to work, undereat during the day, and overeat in the evening. They tend to be less concerned with health and diet than those who eat more frequently.

* Another feasible explanation for the association between low meal frequencies and higher body weight is that meal skipping is often used(0) as a weight loss strategy. People who are overweight are more likely to be on a diet and eat fewer meals.

The connection between lower meal frequency(0) and higher body weight in the general population, and vice versa, is connected to behavioral patterns - not metabolism.

2. Myth: Eat smaller meals more often for hunger control.

Truth

Given the importance of finding the most favorable meal pattern for hunger and appetite control, there's a surprising scarcity of studies on the topic. The most widely cited study is one where obese males were fed 33% of their daily calorie requirement ("pre-load") in either one single meal or five meals before being allowed to eat ad libitum five hours(0) later (meaning as much as they desired).

A: One single meal was consumed. 5 hours later they were free to eat as much as they desired, "buffet"-style.

B: Same setup as above. However, the single meal was now split into five smaller meals, which were consumed every hour leading up to the ad libitum meal.

The results showed that subjects undergoing "A" ate 27% more calories when given the ad libitum meal. The same setup was used by the same researchers on lean males and showed similar results. However, upon closer scrutiny it's clear how little real world application those(0) results have. The macrocomposition of the pre-load was 70% carbs, 15% fat and 15% protein; given as pasta, ice cream and orange juice. The situation created was highly artificial and abnormal. Who sits around nibbling on pasta and ice cream, sipping orange juice, every hour leading up to a regular meal?

The latest research, performed under conditions that more closely resemble a real-world scenario, shows the opposite result. In this study, three high-protein meals lead to greater fullness and appetite control when compared to six high-protein meals. You can read my summary of the study here: Three Meals Superior(0) for Appetite Control.

There's no doubt that meal frequency is highly individual. However, absolute statements claiming smaller meals are superior for hunger and appetite control are untrue and are based on studies using methods that greatly differed from real-world meal patterns. Current research with a normal(0) meal pattern and protein intakes that are closer to what can be seen in a typical non-retarded diet, suggests superior appetite control when eating fewer and larger meals.

Origin

This myth might have originated from the limited data from studies on meal frequencies and appetite control. It's also likely that it's another case of mistaking correlation for causation from studies and meal frequencies and higher body weights; if people who eat more often weigh less, then it must mean they can control their hunger better, etc.

3. Myth: Eat small meals to keep blood sugar levels under control.

Truth

According to legions of diet and health "experts," eating small meals every so often will help you avoid hunger pangs, provide you with stable energy throughout the(0) day and keep you mentally sharp. Contrary to what many people seem to believe, blood sugar is extremely well-regulated and maintained within a tight range in healthy people. It does not swing wildly(0) up and down like a chimpanzee on meth and it doesn't plummet from going a few hours without food. Or even a full day without food. Or a week without food for that matter.

People seem to believe they will suffer severe hunger and mental impairment from not eating every so often. Consider for a second the evolutionary consequences for survival if this was true. Given that regular periods of fasting, even famine, was a natural part of our past, do you think we'd be here today if we were unable to function when obtaining food was most critical? I have seen healthy young males, bodybuilders nonetheless, complain of lethargy and mental haze if they didn't get to eat for a few hours. It's completely absurd. But I digress...

Maintaining blood sugar is of very high priority(0) and we have developed efficient pathways that will make it happen even under extreme conditions. If you were to fast for 23 hrs and then go for a 90 min run at 70-75% VO2max, your blood sugar after the run would be identical to the same run performed in the fed state. It would take no less than three days or 84 hours of fasting to reach blood sugar levels low enough to affect your mental state; and this is temporary, as your brain adapts to the use of(0) ketones. During 48 hours of fasting, or severe calorie deprivation, blood sugar is maintained within a normal range no measure of cognitive performance is negatively affected.

For more on blood(0) sugar, read my review of Eat Stop Eat Expanded Edition, which includes a relevant excerpt. Also, keep in mind that the above cited studies are all performed under conditions that are much more extreme than the fasting protocol I, or Brad Pilon, recommends.

What about blood sugar and hunger? Blood sugar is one of many short-term feedback mechanisms used to regulate hunger and the notion which exists to say that low blood sugar may cause hunger is correct. Low just means lower range. This is subject to numerous confounders, such as your habitual diet, energy intake and genetics. Most importantly perhaps, it's subject to entrained meal patterns, regulated by ghrelin and other metabolic hormones. In essence, this means that blood sugar follows the meal pattern you are used to. This is relevant for those who fear blood sugar issues and hunger(0) from regular periods of fasting, as it serves to explain why people can easily adapt to regular periods of fasting without negative effects.

Origin

Not sure how people came to believe that skipping a meal would dumb them down. There is some truth to blood sugar and hunger, but this is often taken out of context. There's no need to eat regularly to "maintain" blood sugar as it maintains itself just fine(0) and adapts to whatever meal pattern you choose.

4. Myth: Fasting tricks the body into "starvation mode".

Truth

Efficient adaptation to famine was important for survival during rough times in our evolution. Lowering metabolic rate during starvation allowed us to live longer, increasing the possibility that we might come across something to eat. Starvation literally means starvation. It doesn't mean skipping a meal not eating for 24 hours. Or not eating for three days even. The belief that meal skipping or short-term fasting causes "starvation mode" is so completely ridiculous and absurd that it makes(0) me want to jump out the window.

Looking at the numerous studies I've read, the earliest evidence for lowered metabolic rate in response to fasting occurred after 60 hours (-8% in resting metabolic rate). Other studies show metabolic rate is not impacted until 72-96 hours have passed (George Cahill has contributed a lot on this topic).

Seemingly paradoxical, metabolic rate is actually increased(0) in short-term fasting. For some concrete numbers, studies have shown an increase of 3.6% - 10% after 36-48 hours (Mansell PI, et al, and Zauner C, et al). This makes sense from an evolutionary perspective. Epinephrine and norepinephrine(0) (adrenaline/noradrenaline) sharpens the mind and makes us want to move around. Desirable traits that encouraged us to seek for food, or for the hunter to kill his prey, increasing survival. At some point, after several days of no eating, this benefit would confer no benefit to survival and probably would have done more harm than good; instead, an adaptation that favored conservation of energy turned out to be advantageous. Thus metabolic rate is increased in short-term fasting (<60>60 hours).

Again, I have choosen extreme examples to show how absurd the myth of "starvation mode" is - especially when you consider that the exact opposite is true in the context of how the term is thrown around.

Origin

I guess some genius read that fasting or starvation causes metabolic rate to drop and took that to mean that meal skipping, or not(0) eating for a day or two, would cause starvation mode.

5. Myth: Maintain a steady supply of amino acids(0) by eating protein every 2-3 hours. The body can only absorb 30 grams of protein in one sitting.

Truth

Whenever you hear something really crazy you need to ask yourself if it makes sense from an evolutionary perspective. It's a great way to quickly determine if something may be valid or if it's more likely a steaming pile of horseshit. This myth is a great example of the latter. Do you think we would be here today if our bodies could only make use of 30 grams of protein per meal?

The simple truth is that more protein just takes a longer time to digest and be utilized. For some concrete numbers, digestion of a standard meal is still incomplete after five hours. Amino acids are still being released into your bloodstream and absorbed into muscles. You are still "anabolic." This is a fairly standard "Average Joe"-meal: 600 kcal, 75 g carbs, 37 g protein(0) and 17 g fat. Best of all? This was after eating pizza, a refined food that should be quickly absorbed relatively speaking.

Think about this for a second. How long do you think a big steak, with double(0) the protein intake of the above example, and a big pile of veggies would last you? More than 10 hours, that's for sure. Meal composition plays an important role in absorption speed, especially when it comes to amino acids. Type of protein, fiber, carbohydrates and prior meals eaten all affect how long you'll have amino acids released and being taken up by tissues after meals.

Origin

I think this "30 grams of(0) protein"-nonsense started to circulate after a classic study from 1997 by Boirie and colleagues. "Slow and fast dietary proteins differently modulate postprandial protein accretion" was the first study to quantify the absorption rate of whey and casein protein and gave birth to the concept of fast and slow protein. After that, whey protein came to be known for it's ability to rapidly elevate amino acids in the blood stream and casein for it's ability to create a sustained release of amino acids. Whey was anabolic and casein anti-catabolic.

Given that 30 grams of whey protein was absorbed within 3-4 hours, I guess some people believed(0) that meant 30 grams of protein can only be used in one sitting. Or that you had to eat every 3-4 hours to stay "anabolic." Unfortunately, people missed a few facts that made these findings irrelevant to real-world scenarios. First of all, this study looked at the absorption rate of whey protein in the fasted state. On it's own, and with no meals eaten beforehand, 30 grams of whey protein is absorbed within a mere 3-4 hours. With meals eaten earlier in the day, or if you'd consume a whey shake after a meal, absorption would be much slower.

Second of all, whey protein is the fastest protein(0) of all and digests at 10 g/hour. Casein is much slower; in Boirie's study, the casein protein was still being absorbed when they stopped the experiment 7 hours later. Most whole food proteins are absorbed at a rate of 3-6 grams an hour. Add other macronutrients to that and they'll take longer.

One of my clients, showing symptoms of profound catabolism(0) by impaired protein absorption and daily 16 hour periods of fasting.

Further reading:

"Is There a Limit to how Much Protein the Body can Use in a Single Meal?" by Alan Aragon.

What Are Good Sources of Protein? - Speed of Digestion Part 1
What Are Good Sources of Protein? - Speed of Digestion Part 2

6. Myth: Fasting causes muscle loss.

Truth

This myth hinges on people's belief it's important to have a steady stream of amino acids available to not lose muscle. As I explained earlier, protein is absorbed at a very slow rate. After a large high-protein meal, amino(0) acids trickle into your blood stream for several hours.

No studies have looked at this in a context that is relevant to most of us. For example, by examining amino acid appearance in the blood and tissue utilization of amino acids after a large steak, veggies and followed up with some cottage cheese with berries for dessert. That's easily 100 grams of protein and a typical meal for those that follow the Leangains approach. We are left to draw our own conclusions based on what we know; that a modest amount of casein, consumed as a liquid on an empty(0) stomach is still releasing amino acids after 7 hours. With this in mind it's no stretch to assume that 100 grams of protein as part of a mixed meal at the end of the day would still be releasing aminos for 16-24 hours.

Few studies has examined the effects of regular fasting on muscle retention and compared it to a control diet. None of them are relevant to how most people fast and(0) some are marred by flaws in study design and methodology. Like this study which showed increased muscle gain and fat loss, with no weight training or change in calorie intake, just by changing meal frequency. While I would love to cite that study as proof for the benefits of intermittent fasting, body composition was measured(0) by BIA, which is notoriously imprecise.

Only in prolonged fasting does protein catabolism become an issue. This happens when stored liver glycogen becomes depleted. In order to maintain blood glucose, conversion of amino acids into glucose must occur (DNG: de novo glucogenesis). This happens gradually and if amino acids are not available from food, protein must be taken from bodily stores such as muscle. Cahill looked at the contribution of amino acids to DNG after a 100 gram glucose load. He found that amino acids from muscle contributed 50% to glucose maintenance after 16 hours and almost 100% after 28 hours (when stored liver glycogen was fully depleted). Obviously, for someone who eats a high protein meal before fasting, this is a moot point as you will have plenty of aminos available from food(0) during the fast.

Origin

An example of severe exaggeration of physiological and scientific fact, not relevant to anyone who's not undergoing prolonged fasting or starvation.

7. Myth: Skipping(0) breakfast is bad and will make you fat.

Truth

Breakfast skipping is associated with higher body weights in the population. The explanation is similar to that of lower meal frequencies and higher body weights. Breakfast skippers have dysregulated eating habits and show a higher disregard for health. People who skip breakfast are also more likely to be dieting, thus by default they are also likely to be heavier than non-dieters. Keep in mind that most people who resort to breakfast skipping are not the type that sit around and read about nutrition. They are like most people dieting in a haphazard manner. The type to go on a 800 calorie-crash diet and then rebound, gaining all the weight (and then some) back.

Sometimes,(0) an argument is made for eating breakfast as we are more insulin sensitive in the morning. This is true; you are always more insulin sensitive after an overnight fast. Or rather, you are always the most insulin sensitive during the first meal of the day. Insulin sensitivity is increased after glycogen depletion. If you haven't eaten in 8-10 hours, liver glycogen is modestly depleted. This is what increases insulin sensitivity - not some magical time period during the morning hours. Same thing with weight training. Insulin sensitivity is(0) increased as long as muscle glycogen stores aren't full. It doesn't disappear if you omit carbs after your workout.

Origin

First of all, we have the large scale epidemiological studies showing an association with breakfast skipping and higher body weights in the population.(0) One researcher from that study, commenting on the association with breakfast skipping or food choices for breakfast, said:

"These groups appear to represent people 'on the run,' eating only candy or soda, or grabbing a glass of milk or a piece of cheese. Their higher BMI would appear to
support the notion that 'dysregulated' eating patterns are associated with obesity, instead of or in addition to total energy intake per se."

Kellogg's and clueless RDs love to cite them over and over again, so people are lead to believe that breakfast has unique metabolic and health-related benefits. In reality, these studies just show breakfast eaters maintain(0) better dietary habits overall.

Other studies frequently cited claiming that breakfast is beneficial for insulin sensitivity are all marred with methodological flaws and largely uncontrolled in design.

In one widely cited study, subjects were entrusted to eat most meals in free-living conditions. The breakfast skipping group ate more and gained weight, which affected health parameters negatively.

From the abstract: "Reported energy intake was significantly lower in the EB period (P=0.001), and resting energy expenditure did not differ significantly between the 2 periods." EB = eating(0) breakfast. In essence, people who ate breakfast could control their energy intake better for the rest of the day. They didn't gain any weight but the breakfast skipping group did. Fat gain always affects insulin sensitivity and other health parameters negatively. Thus what people took this to mean is that breakfast is healthy and improves insulin sensitivity. Which isn't at all what the study showed.

8. Myth: Fasting increases cortisol.

Truth

Cortisol is a steroid hormone that maintains blood pressure, regulates the immune system and(0) helps break down proteins, glucose and lipids. It's a hormone that's gotten quite a bad rep in the fitness and health community but we have it for a reason. The morning peak in cortisol makes us get out of bed and get going. A blunted morning cortisol peak is associated with lethargy and depression. Cortisol is elevated during(0) exercise, which helps mobilize fats, increase performance and likely responsible for the euphoric feeling after workouts. Trying to suppress acute elevations of cortisol during exercise, or the normal diurnal rhythm, is foolish. Chronically elevated levels of cortisol, resulting from psychological and/or(0) physiological stress, is another thing and unquestionably bad for your health; it increases protein breakdown, appetite and may lead to depression.

Short-term fasting has no effect on average cortisol levels and this is an area that has been extensively studied in the context of Ramadan fasting. Cortisol typically follows a diurnal variation, which means that its levels peak in the morning at around 8 a.m. and decline in the evenings. What changes during Ramadan is simply the cortisol rhythm, average levels across 24 hours remain unchanged.

In one Ramadan study on rugby players, subjects lost fat and retained muscle very well. And they did despite training in a dehydrated state, without pre-workout or post-workout protein intake, and with a lower protein intake overall nonetheless. Quoting directly from the paper:

"Body mass decreased significantly and progressively over the 4-week period; fat was lost, but lean tissue was conserved..."

"...Plasma urea concentrations actually decreased during Ramadan, supporting the view that there was no increase of endogenous protein metabolism to compensate for the decreased protein intake."

In one(0) study on intermittent fasting, the fasting group even saw "significant decrease in concentrations of cortisol." However, this study should be taken with a grain of salt as it had some flaws in study design.

In conclusion, the belief that fasting increases cortisol, which then might cause all kinds of mischief such as muscle loss, has no scientific basis whatsoever.

Origin

Prolonged fasting or severe calorie restriction causes elevated baseline levels of cortisol. This occurs in conjunction with depletion of liver glycogen, as cortisol speeds up DNG, which is necessary to maintain blood sugar in absence of dietary carbs, protein, or stored glycogen. Again, it seems someone looked at what happens during starvation and took that to mean that short-term fasting is bad.

9.(0) Myth: Fasted training sucks. You'll lose muscle and have no strength.

Truth

A large body of research on sports performance during Ramadan concludes that aerobic activities, such as 60 minutes of running, has a small yet significant negative impact on performance. A very large confounder here is dehydration,(0) as Ramadan fasting involves fluid restriction. That said, anaerobic performance, such as weight training, is much less impacted.

However, more relevant and telling studies, which don't involve fluid restriction, show that strength and lower intensity endurance training is unaffected - even after 3.5 days of fasting. New research on fasted training supports this. If you read my review of that study, you'll see that the only parameter the fed group did better on was improvements in V02max, which is likely explained by the fact that the carbs allowed them to train at a higher intensity. However, note the other interesting results obtained in the fasted group. Also note that a review I did of another fasted endurance training study showed no negative effect of fasting on endurance or VO2max (quite the contary in fact). This can be explained by the lower intensity.

In conclusion, training in the fasted state does not affect your performance during weight training, which is what most people reading(0) this are interested in. However, training in a completely fasted state is still not something I recommend for optimal progress. Research is quite clear on the benefits of pre-workout and post-workout protein intake for maximizing protein synthesis. For this reason, I suggest supplementing with 10 g BCAA prior to fasted training.

Another weak and frail physique. No wonder. Andreaz does most of his training fasted. Also worth mentioning, Richard Nikoley trained almost exclusively fasted (and basically doubled his deadlift, while losing fat).

Read more about pre-workout protein and fasted training here: "Pre-workout Protein Boosts Metabolism"(0) and "Fasted Training Boosts Muscle Growth?".

Also read: Early Morning Fasted Training

Specific protocols(0) for fasted training are covered in "The Leangains Guide".

Origin

It's actually intuitive that a big pre-workout meal would help with performance, so it's not surprising that people have their doubts about training on an empty stomach.

10. Myth: "Eat breakfast like a king, lunch a queen, dinner like a pauper."

Truth

Also connected to this saying, is the belief that you should reduce carbs in the evening as they will be less likely to be stored as fat. While this might sound good on paper, there's nothing to support it and a lot that shows it to be wrong.

The strongest argument against this are the numerous studies available on body composition and health after and during Ramadan fasting. This meal pattern of regular nightly feasts has a neutral(0) or positive effect on body fat percentage and other health parameters. This is quite an extreme and telling example. People literally gorge on carbs and treats in the middle of the night to no ill effect. And yet, in the bizarre world of bodybuilding and fitness, people worry whether it's OK to eat 50 grams of carbs in their last meal.

If the scientific data on Ramadan fasting aren't enough, there are plenty of other studies showing no effect on weight loss or weight gain from eating later in the day.

In one study comparing two meal patterns,(0) which involved one group eating more calories earlier in the day and one group eating most calories later in the day, more favorable results were found in the group eating large evening meals. While those who ate more in the AM lost more weight, the extra weight was in the form of muscle mass. The late(0) evening eaters conserved muscle mass better, which resulted in a larger drop in body fat percentage.

Origin

Just like breakfast skipping is associated with higher body weights in the general population, you will find associations with late night eating and higher body weights. If you have been reading this far, you'll understand the logical fallacy of saying that late night eating(0) must cause weight gain based on such studies. People who engage in late night eating, such as snacking in front of the TV, are likely to weigh more than others. It's not the fact that they are eating later in the day that causes weight gain, it's their lifestyle. No controlled studies show larger evening meals affect body composition negatively in comparison to meals eaten earlier in the day.

Sometimes studies on shift workers are cited to claim that late night eating is bad. These are all uncontrolled (in terms of calorie intake) and observational studies confounded by the fact that shift work has an independent and negative effect on some health parameters like glucose tolerance and blood lipids. Keep this in mind. Context is(0) always relevant.

While I normally don't cite studies on animals, Science Daily featured an article dispelling the late-night eating myth based on findings on rhesus monkeys. It's worth citing since monkeys are metabolically closer to humans than rodents.

That's all for tonight. I wrote this(0) in the spur of the moment and if you see grammatical errors or something else crazy never mind it for now. I'll do some editing and probably add a few references in the next few days.

I should have written this article post a long time ago. Would have saved me tons of time.

If you found this worthwhile reading, I'd appreciate if you could refer those unlucky people, who have been mislead into believing some of the junk that's out there, to this article. Based on my own and others' experiences, these false beliefs lead many into an obsessive dietary pattern, which(0) can do a lot of harm to your physical and psychological well-being. Let's try to put an end to that and save people from such misery.




Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=240746#pid240746


"No intentes ganar las disputas, intenta resolverlas."
View User's Profile View All Posts By User
Anonymous
(Unregistered)

Anonymous



Status: Offline

posted on 24-10-2010 at 02:47:50.515 Permalink
Un artículo muy interesante que muestra como vamos asimilando un sistema de creencias casi sin darnos cuenta. Resalta también la importancia de ser absolutamente escéptico con todo, incluso con lo que se está aplicando diariamente bajo una aparente perspectiva(0) lógica.


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=240749#pid240749

Teo
(Member)


Teo


Registered 7-2-2006
Status: Offline

Burgos
Spain Spain
Mood: Ya queda menos... :-)

posted on 24-10-2010 at 19:47:40.412 Permalink
Para los que el nivel del inglés se nos quedó en Burgos ... ¿os importaría enumerar(0) las dieas principales del artículo?

Porfa please...


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=240753#pid240753

View User's Profile View All Posts By User
Kile
(Member)





Registered 19-7-2005
Status: Offline

Guipúzcoa
Spain Spain
Mood: Ser neutral

posted on 25-10-2010 at 00:57:30.309 Permalink
Usa el traductor de google Teo,(0) se entiene mas o menos bien.


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=240777#pid240777


"No intentes ganar las disputas, intenta resolverlas."
View User's Profile View All Posts By User
Teo
(Member)


Teo


Registered 7-2-2006
Status: Offline

Burgos
Spain Spain
Mood: Ya queda menos... :-)

posted on 25-10-2010 at 09:51:30.309 Permalink
Ok.


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=240802#pid240802

View User's Profile View All Posts By User
Sebas
(Member)


Sebas


Registered 22-9-2006
Status: Offline

Kaiserswerth - Düsseldorf
Germany Germany
Mood: ¡¡ Maximum-Sunscout !!

posted on 5-2-2011 at 17:52:10.103 Permalink
Bueno, ahí va...

Es necesario comentar que me he permitido(0) bastantes "licencias de traductor", apoyado en las cuales he cambiado y modificado (muy ligeramente) algunos apartados con el fin de hacerlos más entendibles. Ante todo se han cambiado aspectos relacionados con la forma de expresión, puesto que en muchos puntos se hacía necesario "desamericanizar" las formas, y convertirlas a un lenguaje "más español".

Tal vez se note que hay diferencia en el estilo de traducción conforme se va leyendo el texto, y es que, si bien los primeros días intentaba hacer una traducción más bien literal, a media que pasaba el tiempo me decanté por una traducción más abierta y permisiva. No obstante, si alguien descubre algún error, falta grave, o cualquier cosa que deba de ser mejorada, por favor, comentadlo.

LOS 10 MAYORES MITOS SOBRE(0) EL AYUNO, DESMENTIDOS

O... “desmintiendo los 10 mayores mitos sobre dietética”; eso casi también hubiera valido. Muy bien; así, en retrospectiva, creo que la he cagado con el título. Muchos mitos están relacionados con el ayuno intermitente (frecuencia de comidas, saltarse el desayuno, etc.). Bueno; “vive y aprende”

Todo el mundo que aprende cosas sobre nutrición(0) a través de los canales habituales, ya sean revistas de fitness, libros comerciales sobre dietética y foros, se contamina con el sistema de creencias más extendido sobre lo que constituye una buena dieta.

A pesar de que las recomendaciones específicas sobre nutrición suelen variar ligeramente dependiendo de la persona que las esté dando, hay muchos denominadores comunes, así como “reglas”, que dicen que debes cumplir. Llámalo creencia popular, incompetencia, o ignorancia; tanto da. Todos hemos pasado por eso y hemos seguido esas normas; siendo guiados como ovejas, pues no teníamos otra opción mejor. Confiábamos en que aquellos a los que escuchábamos tendrían idea acerca de lo que contaban.(0) Mientras tanto, estos mitos sobre nutrición siguen fluyendo raudos entre toda la comunidad del fitness y culturismo, e incluso, algunos de ellos se propagan por las mentes de toda la sociedad.

Tras un análisis minucioso, descubrimos que la mayoría carece de una base científica. Todos surgen de medias-verdades, conclusiones erróneas extraídas de estudios mal realizados, o sacados de contexto.

A veces incluso, las afirmaciones que se hacen, responden exactamente(0) a lo opuesto de lo que realmente ocurre a nivel fisiológico. Muchas personas creen que el alcohol engorda, incluso más que cualquier otro macronutriente. Sin embargo, si nos fijamos en lo dificultoso que le resulta al organismo transformar el etanol en grasa, podremos vislumbrar que, en realidad, ocurre exactamente lo contrario. Ya hablé sobre este tema en mi artículo titulado "The Truth about Alcohol, Fat Loss and Muscle Growth" (La verdad sobre el(0) alcohol, pérdida de grasa, y crecimiento muscular). Nótese además, que los temas relacionados con los efectos negativos del alcohol en cuanto al crecimiento muscular ni siquiera existen en la literatura científica.

En este artículo veremos otros ejemplos(0) similares; por ejemplo, en cuanto al ayuno a corto plazo, a menudo se afirma que ralentiza el metabolismo, pero, mirando los estudios, descubriremos que en realidad sucede todo lo contrario.

Los mitos que vamos a desmentir a continuación, siguen vivos gracias a:

1. Repetición: Repite algo hasta la saciedad, y creerán que es verdadero. “Si todo el mundo dice lo mismo, entonces debe de ser verdad; luego no necesito descubrir la verdad por mi mismo”. El hecho de que culturistas y las celebridades del fitness sigan propagando estos mitos, no ayuda en nada. La mayoría(0) de la gente opina que, “si estas personas hacen las cosas así, es porque debe de ser lo correcto”. Desafortunadamente, estas personas son las últimas a las que se debería escuchar si lo que uno quiere es obtener información objetiva y exacta sobre nutrición.

2. Fuerzas comerciales: Por ejemplo, la industria de la suplementación se beneficia enormemente de la creencia popular de que muchas comidas repartidas a lo largo de todo el día te otorgan una ventaja metabólica. Una persona normal, sencillamente no encuentra en su día a día el tiempo ni los momentos necesarios para cocinar seis comidas diarias; en lugar de eso, optan por consumir(0) batidos y barritas de proteínas. La industria del cereal y del grano, se benefician gracias a la constante predicación de las virtudes del desayuno a la hora de controlar el peso, la salud, y la pérdida de grasa. No hay ningún incentivo comercial en contarle a la gente que siguiendo una dieta normal y equilibrada es suficiente.

3. Pocas personas tienen el conocimiento o el interés necesario para interpretar las evidencias científicas y sacar sus propias conclusiones. Para hacer esto, se necesita una formación académica que incluya un examen crítico de los estudios y la metodología de estudio como parte del proceso de aprendizaje.

Sin(0) embargo, y según mi experiencia, una formación académica, o una extensa educación en materia de alimentación y fisiología, parecen no corresponder con la veracidad y la objetividad en el campo de la dietética. Muchas de las alegaciones y consejos que he oído dar a muchos dietistas han sido tan vergonzosamente falsos, que ahora a penas doy credibilidad a cualquier cosa que tengan que decir. Lo mismo ocurre con los “gurús de la alimentación”, o los así llamados “expertos en salud” que además suelen poseer una sólida lista de títulos académicos.

El hecho de que estas personas, los expertos en nutrición, sigan propagando estos mitos es algo asombrosamente extraño. Tal vez hayan perdido el interés en continuar con la investigación. Después de todo, los conocimientos que poseemos hoy en día, son distintos a aquellos que(0) teníamos hace veinte años. Tal vez estas personas teman perder su credibilidad ante el público si cambian los argumentos y alegaciones que tan convencidamente han estado propagando durante toda su vida. La verdad es que no sé cuál es la causa. He estado reflexionando sobre ello durante mucho tiempo, pero aún no he dado con la solución. -Volvamos al tema-

Desmintiendo los 10 mayores mitos sobre el ayuno.

Los consejos y recomendaciones dietéticas que normalmente obtenemos a través de medios muy comunes como por ejemplo revistas, páginas web, o foros, intentan hacernos creer que el ayuno es una práctica peligrosa. Se dice que altera enormemente el metabolismo, que quienes lo practiquen tendrán un hambre voraz, que aumentará cuantiosamente el nivel de grasa, que provoca la pérdida de masa muscular, e incluso, que tiene consecuencias a nivel mental. Eso(0) es al menos lo que se suele escuchar.

Ni que decir tiene, que las personas que deciden iniciarse en las dietas de ayuno intermitente tienen, por lo general, mucho miedo, y se lo suelen pensar dos veces antes de decidir embarcarse en ese tipo de proyectos. Miedos fundamentados en muchos años de adoctrinamiento dietético que a su vez, han sido basados en mentiras e ideas equivocadas. Todos hemos pasado por ello.

A continuación se expone una lista en la que aparecen, en mi opinión, los diez mayores mitos sobre el ayuno, y dietética(0) en general, que han provocado que la gente desconfíe de estas prácticas. En ella se explica por qué son falsos, y también se han facilitado enlaces a otras fuentes para aquellos que quieran obtener una información más detallada sobre los puntos tratados. De igual manera, se han citado sus orígenes, o aquellos que, a nivel personal, creo que han sido sus orígenes.

Ya he tenido que lidiar muchas veces con todos y cada uno de los siguientes mitos, pero opino que es una buena idea exponerlos todos(0) a la vez y en el mismo sitio. Incluso si el lector ya está familiarizado con algunos de mis artículos anteriores, aquí encontrará nueva información que no ha sido tratada anteriormente. Es una lectura muy extensa, pero, sin lugar a duda, es una lectura que merece la pena.

1º Mito: Hay que comer frecuentemente para "acelerar el metabolismo"

Cada vez que comemos, el metabolismo se acelera ligeramente durante unas horas. Paradójicamente,(0) se necesita energía para descomponer y absorber energía. Este es el efecto térmico de los alimentos (ETA). La cantidad de energía consumida es directamente proporcional a la cantidad de calorías y nutrientes que se consume en la comida.

Supongamos que estamos midiendo el ETA durante 24 horas en una dieta de 2700 Kcal con un 40% de proteína, un 40% de carbohidratos, y un 20% de grasa. Realizamos tres pruebas diferentes en las cuales lo único que cambia es la frecuencia de las comidas:

A) Tres comidas: 900 kcal por comida.

B) Seis comidas: 450 kcal por comida.

C) Nueve comidas: 300 kcal por comida.

Lo que encontramos en un patrón diferente en lo que a el ETA se refiere. En el ejemplo “A” se daría al metabolismo un impulso mayor, y de más larga duración que además iría disminuyendo(0) gradualmente hasta el momento de la siguiente comida. En este caso, el ETA describiría la típica trayectoria de “cima y valle”. En “C” se daría un impulso muy débil pero constante al metabolismo, mientras que en “B” se daría un caso intermedio.

Sin embargo, al final del periodo de 24 horas, o al final del periodo de tiempo que el cuerpo necesite para asimilar los nutrientes, no observaríamos ninguna diferencia en el ETA. El total de energía consumida por el ETA sería idéntica en cada uno(0) de los tres casos anteriores. La frecuencia de comidas no afecta en absoluto al total de el ETA. Uno no puede simplemente “engañar” al cuerpo de forma que este consuma más o menos calorías por medio e la manipulación de la frecuencia de comidas.

Mas información: Sobre el tema de la frecuencia de comidas se ha hablado mucho anteriormente en esta misma página web.

La mayor revisión de los(0) estudios realizados hasta la fecha que tratan sobre el tema de la frecuencia de comidas y sobre los ETA, se publicó en 1997. Parece ser que muchos estudios diferentes en los que se relacionaban el ETA con la frecuencia de comidas (desde 1 a 17 comidas diarias) concluyeron que:

Estudios que contemplaban la calometría de todo el cuerpo y agua doblemente etiquetada, para evaluar el gasto total de energía durante un periodo de tiempo de 24(0) horas, concluyeron que no existe apenas diferencia entre “picar” o “hartarse” a la hora de comer.

Desde entonces, ningún otro estudio ha refutado estas conclusiones. A continuación se muestra un resumen de Lyle McDonald sobre el estudio anteriormente citado.

A principios de este año, un nuevo estudio sobre este tema fue publicado. Como era de esperar, no se encontraron diferencias entre una dieta con un menor número de comidas (3 comidas) y otra con un mayor número de las mismas (6 comidas). Este estudio atrajo la atención de los medios de comunicación;(0) fue interesante ver publicado en el New York times el artículo que desmentía el mito de la frecuencia de comidas.

Origen:

Teniendo en cuenta cuán concluyentes son los estudios acerca de el metabolismo en relación a la cantidad de comidas que se realizan, probablemente te estés preguntando cómo es posible que todos los -así llamados- expertos en nutrición sigan hablando de dividir la comida en muchas pequeñas tomas a lo largo de todo el día para así mantener activo el metabolismo. Personalmente opino que tal vez esto ocurra porque estas personas sencillamente han malentendido el concepto del ETA. Después de todo, no es equivocado alegar que realizando pequeñas comidas a lo largo(0) de todo el día se logra mantener el metabolismo activo durante más tiempo. Únicamente les falla, bien sea por olvido o desconocimiento, que el ETA es proporcional a las calorías que se consumen en cada comida.

Igualmente opino, que tal vez ellos estén basando sus consejos en algunos estudios epidemiológicos en los cuales se descubre una correlación inversa entre una alta frecuencia de comida y el peso corporal de la población. Lo que esto quiere(0) decir es que los investigadores deben de haber analizado los hábitos alimentarios de miles de individuos y gracias a ello han descubierto que aquellos que suelen comer con más frecuencia, tienden a pesar menos que aquellos que comen con menos frecuencia. Es importante señalar que estos estudios no tienen en cuenta la cantidad de calorías(0) ingeridas por los sujetos de estudio, y que estos, además, suelen ser personas que no llevan ningún control sobre lo que comen, pues simplemente comen de forma espontánea como suele ser habitual entre la mayoría de la población.

Hay un refrán que dice que “la correlación no implica causalidad”, lo cual merece una explicación más detallada, ya que nos sirve para comprender muchos otros mitos alimentarios y demás falacias. El hecho de que exista una conexión entre un menor número de comidas y un mayor peso corporal, no significa que un menor número de comidas provoque un aumento de peso. Los estudios muestran que, probablemente, las personas que tienen a comer con menos frecuencia tienen un mayor(0) peso debido a:

*Desórdenes alimentarios: Por ejemplo; aquellas personas que se saltan el desayuno en favor de comerse una pieza de bollería industrial de camino al trabajo (donut, napolitana, barrita de chocolate, etc.), que no comen adecuadamente durante el día, y que(0) luego se ceban por la noche.

*Otra posible explicación para este fenómeno sería que las personas con mayor peso corporal utilizan la estrategia de saltarse comidas como método para perder peso. Teniendo eso en cuenta, descubriremos que las personas con sobrepeso tienen una mayor probabilidad de estar a dieta y, por lo tanto, comer menos comidas al día.

La conexión entre un menor número de comidas y un mayor peso corporal, y viceversa, está relacionado con patrones de conducta, no con el metabolismo.

2º Mito: Come comidas pequeñas, y más a menudo, para controlar el hambre.

Dado el enorme interés que hay en descubrir el patrón alimentario más adecuado para lograr controlar(0) el hambre y apetito, llama mucho la atención la escasez de estudios que se han elaborado sobre el tema. El estudio más citado hasta la fecha es aquél en el cual hombres obesos fueron alimentados con un 33% del total de sus necesidades calóricas diarias (“precarga”), ya sea en una sola comida, o en cinco comidas, antes de permitirles comer libremente todo lo que desearan.

A: Sólo una comida: cinco horas después, los sujetos eran libres de comer todo lo que quisieran (al estilo “buffet”)

B: Lo mismo que en el apartado anterior: Sin embargo, la comida de “precarga” estaba en esta ocasón dividida en cinco comidas más pequeñas, las cuales eran consumidas a cada hora, llegando luego (tras haber completado las cinco(0) comidas mencionadas) a la misma libertad alimentaria que en el caso “A”.

Los resultados mostraron que los sujetos sometidos a la opción “A” consumieron un 27% más de calorías una vez llegado a la libertad de alimentación. El mismo estudio se llevó a cabo con personas delgadas llegando(0) más o menos a las mismas conclusiones. Sin embargo, tras un análisis minucioso, evidencia lo poco aplicables que son estos resultados al mundo real. La macrocomposición de la “precarga” era de 70% de carbohidratos, 15% de grasa, y un 15% de proteína; suministrados en forma de pasta, helado, y zumo de naranja. La situación creada era enormemente artificial y muy anormal. ¿Quién opina que comer pasta y helado, a la vez que se bebe zumo de naranja, a cada hora conduce a una comida normal?

Las últimas investigaciones, realizadas bajo condiciones que se asemejan más a un escenario real, muestran el resultado opuesto. En esta(0) ocasión, tres comidas ricas en proteínas, dieron como resultado una mayor satisfacción, y control del apetito, entre los sujetos sometidos a este tipo de alimentación, en comparación con aquellos que recibieron seis comidas. Se puede leer mi resumen sobre este estudio en esta misma página web (la del autor, no CulturismoDigital).

No hay ninguna de que la frecuencia de comidas es(0) algo muy individual. Sin embargo, es evidente que las declaraciones acerca de que muchas comidas pequeñas repartidas a lo largo de todo el día son mejores o más apropiadas para lograr un control del apetito son falsas, y que están basadas en estudios que utilizan métodos que distan mucho de parecerse a los patrones alimentarios de las personas del mundo real. Investigaciones recientes, basadas en patrones alimentarios normales, los cuales están más cerca de lo que representa una dieta “normal”, sugieren que se logra un mayor control sobre el apetito por medio de comidas más grandes y menos fraccionadas.

Origen:

Este mito puede haberse creado a causa de la escasez(0) de estudios acerca de la frecuencia de comidas en relación al control del apetito. Es igualmente posible que estemos ante otro caso en el cual se ha vuelto a cometer el error de confundir “correlación” con “causalidad” en los resultados de los estudios. Resulta fácil derivar a la errónea deducción de que “si la gente que come más a menudo, tiende a pesar menos,(0) entonces, ellos pueden controlar mucho mejor el apetito”.

3º Mito: Haz comidas pequeñas para controlar los niveles de azúcar en sangre.

Según la inmensa mayoría de dietistas y expertos en salud y nutrición, hacer pequeñas comidas de vez en cuando te ayudará a evitar la sensación de hambre, te proporcionará energía estable a lo largo de todo el(0) día, y te mantendrá mentalmente fuerte. Al contrario de lo que mucha gente suele pensar, los niveles de azúcar en sangre están extremadamente bien regulados por el organismo, y estos se mantienen estables, dentro de un estrecho margen, en las personas sanas. Los niveles de azúcar en sangre no se balancean hacia arriba y hacia abajo como un chimpancé drogado, y no cae en picado por estar unas cuantas horas sin comer. De hecho, tampoco lo hace tras un día entero sin comida; incluso tampoco después de una semana.

La gente parece creer que va a sufrir(0) un hambre terrible y un gran deterioro mental si no come algo de vez en cuando. Pensemos por un momento en las consecuencias evolutivas que hubiera habido, en cuanto a la supervivencia, si esto fuera cierto. Teniendo en cuenta los habituales periodos de ayuno, incluso de hambre, que sufrían los humanos en el pasado, ¿crees que estaríamos hoy aquí, nosotros como especie, si no hubiésemos sido capaces de mantenernos a pleno rendimiento durante los largos periodos en los cuales escaseaban los alimentos? He visto a muchos hombres jóvenes sanos, culturistas, que, no obstante, se quejaban de padecer letargo y neblina mental, si no ingerían alimentos durante más de dos horas; lo cual, es , a priori, completamente absurdo.

Mantener los niveles de azúcar en sangre es un asunto de alta prioridad(0) para nuestro organismo, y por ello, hemos desarrollado vías eficientes que los lograrán mantener estables incluso en las condiciones más extremas. Si una persona ayunase durante 23 horas y luego fuera a correr durante 90 minutos a un 70-75% de intensidad, tras la carrera, el nivel de azúcar en sangre sería idéntico a los niveles que se obtendrían tras compararlos con otra persona que hubiera realizado la misma prueba pero que hubiera comido con normalidad durante todo día. Serían necesarios nada menos que tres días seguidos de ayuno para lograr(0) bajar los niveles de azúcar en sangre lo suficiente como para que pudiera afectar al estado mental de una persona, y(0) aún así, esto sería temporal, puesto que el cerebro acabaría por adaptarse y acostumbrarse a la utilización de cuerpos cetónicos. Durante las primeras 48 horas de ayuno, o de privación severa de calorías, los niveles de azúcar en sangre se mantienen dentro de la normalidad, sin que por ello se vea afectado el rendimiento cognitivo.

Para más información sobre los niveles de azúcar en sangre, lea mi reseña titulada “Come, para, come; edición ampliada” que incluye un extracto oportuno. Además, tenga en cuenta que los estudios citados anteriormente, han sido realizados en condiciones mucho más extremas que el protocolo de ayuno que yo, o Brad Pilon, recomendamos.

Y, ¿qué podemos decir de los niveles de azúcar en sangre en relación con el hambre? El azúcar en sangre es uno de los muchos(0) mecanismos de retro alimentación a corto plazo de los que dispone el cuerpo para regular el hambre. Así, podemos decir que la afirmación de que los niveles bajos de azúcar pueden causar hambre, es correcta. Con la palabra “bajos” únicamente nos referimos a <<rangos inferiores>>. Esto, está sujeto a numerosas variables que, muy frecuentemente, pueden llevarnos a confusión. Tales variables son, por ejemplo, la dieta habitual, el consumo de energía, la genética, etc. Tal vez, la más influyente de estas, sean las pautas dietéticas.(0) Esto cobra relevancia especialmente para aquellos que temen tener problemas de azúcar en sangre y hambre a causa de periodos regulares de ayuno, dado que sirve para explicar por qué la gente se puede adaptar fácilmente a dichos periodos de ayuno, sin por ello sufrir(0) ningún tipo de efecto negativo.

Origen:

No tengo ni la más remota idea de por qué la gente empezó a creer que, por el hecho de saltarse una comida, los niveles de azúcar caerían en picado. Ciertamente existen relaciones entre los niveles de azúcar y el hambre, pero frecuentemente, estas relaciones son sacadas totalmente de contexto. No hay necesidad de comer regularmente, y cada pocas horas, en un intento de “mantener” los niveles de azúcar, pues éstos ya se regulan estupendamente por ellos(0) mismos, sin ninguna necesidad de ayuda externa, y, además, estos se adaptan a cualquier hábito alimentario que tengas o adoptes.

4º Mito: El ayuno provoca que el cuerpo active el “modo-supervivencia”.

La eficiente adaptación a pasar largos periodos sin ingerir alimentos, fue muy importante para lograr la supervivencia durante los tiempos más difíciles de nuestra evolución. La ralentización del metabolismo nos permitió vivir durante más tiempo, aumentando así las probabilidades de toparnos con(0) algo que pudiéramos llevarnos a la boca. “Pasar hambre”, literalmente significa “pasa hambre”; no significa “saltarse una comida” ni tampoco dejar de comer durante 24 horas. Ni tan siquiera dejar de comer durante 3 días. La sola idea de que “saltarse una comida”, o que el ayuno a corto plazo, causen la activación del “modo-supervivencia” es tan ridícula y absurda que me entran ganas de tirarme por la ventana.

Atendiendo los numerosos estudios que he leído, la ralentización de metabolismo, causada por el ayuno, y ocurrida en el menor espacio de tiempo documentado (contabilizando el tiempo transcurrido desde que comienza el ayuno, hasta que el metabolismo se ralentiza), en ningún caso es inferior a 60 horas (-8% tasa metabólica en reposo).(0) Otros estudios concluyen que el metabolismo no se ve afectado hasta pasadas 72-96 horas desde el comienzo del ayuno (George Cahill ha contribuido mucho en este tema).

Paradójicamente, el metabolismo se acelera durante el ayuno a corto plazo. Concretamente, y siguiendo los estudios, hablamos de un incremento que va desde un 3,6% a un 10% tras 36-48 horas (P.I. Mansell, C. Zauner, entre otros). Esto cobra sentido si lo enfocamos desde el punto de(0) vista evolutivo. La epinefrina y norepinefrina (adrenalina / noradrenalina) agudiza la mente y nos hace ser más activos; cualidades que en el pasado nos animaron a buscar comida, y también, al cazador, a perseguir su presa, favoreciendo(0) así nuestra supervivencia. Transcurridos varios días sin alimentos, esta cualidad deja de ser interesante de cara a la supervivencia, dado que, a la larga, perjudica más de lo que beneficia. En lugar de eso, el cuerpo opta por la conservación de la energía, considerando este un método más adecuado para superar un largo periodo sin alimentos. Así, concluimos que el metabolismo se acelera a causa del ayuno a corto plazo (<60>60 horas).

Vuelvo a repetir: He elegido ejemplos extremos para tratar de explicar cuán absurdos son los mitos(0) referentes a “modos de supervivencia” y ralentización de metabolismos, especialmente, considerando que ocurre justo lo contrario a lo que tan ciegamente se cree y se suele decir en los ambientes culturistas y “entornos fitness” en general.

Origen:

Supongo que algún “lumbreras” leyó en algún momento que el ayuno, o el hambre, provocan que el metabolismo se ralentice, y lo hizo extensible a cualquier tipo de ayuno, incluyendo ayunos de uno o dos días de duración, e incluso periodos de pocas horas sin comer.

5º Mito: Mantén un suministro constante de aminoácidos a través del consumo de proteínas cada 2-3 horas. El cuerpo sólo puede absorber 30g de proteína por comida.

Cada vez que escuches algo realmente disparatado, suele resultar de gran ayuda preguntarse si lo que se está diciendo tiene(0) sentido desde una perspectiva evolutiva. Esta es una excelente manera de determinar rápidamente si estamos tratando con argumentos interesantes/útiles, o si por el contrario, no son más que un montón de mierda. Este mito, por cierto, es(0) un buen ejemplo de esto último. ¿Realmente crees que tú y yo estaríamos aquí ahora, si nuestros cuerpos sólo pudiesen hacer uso de 30g de proteína por cada comida?

La sencilla verdad es que cantidades mayores de proteínas necesitan más tiempo para ser digeridas y aprovechadas por el organismo. Para hacernos una idea, la digestión de una comida estándar continúa inconclusa transcurridas cinco horas desde la ingesta de alimentos. Los aminoácidos continúan siendo liberados en el torrente sanguíneo, y continúan siendo absorbidos por los músculos. Aún se sigue estando en fase “anabolica”. Como ya se ha dicho anteriormente, esto es un ejemplo de una comida estándar; concretamente hablamos de una comida de 600 kcal, 75 carbohidratos, 37g de proteína, y 17g de grasa. Lo mejor de este(0) ejemplo es que se basa en un estudio en el cual se utilizó pizza como alimento principal, una comida refinada que debería haber sido absorbida por el organismo de forma relativamente rápida.

Piensa en esto por un momento. ¿Cuánto tiempo crees que necesitarías para digerir un filete enorme, con el doble(0) de proteínas que en el ejemplo anterior, acompañado de un montón de verduras? Más de 10 horas; eso es seguro. La composición de las comidas tiene un papel determinante en cuanto a la velocidad de absorción de los mismos, especialmente cuando el tema va sobre aminoácidos. El tipo de proteína, la fibra, los carbohidratos, y las comidas ingeridas anteriormente, son algunos de los factores que influyen en el tiempo durante el cual los aminoácidos serán liberados y absorbidos por los tejidos tras cada comida que realicemos.

Origen:

Creo, que la tontería sobre estos “30 gramos de proteína”, comenzó a circular tras la realización, por parte de Boirie y compañía, de un famoso estudio, publicado en el 1997, y que llevaba por título; "Slow and fast dietary proteins differently(0) modulate postprandial protein accretion". Este fue el primer estudio realizado para cuantificar la tasa de absorción de las proteínas de suero y caseína, y dio origen a los conceptos de proteínas rápidas y lentas. Después de esto, la proteína a base de suero sería conocida por elevar rápidamente el nivel de aminoácidos en el torrente sanguíneo, y la caseína, por su habilidad de liberarlos de forma continuada. La proteína de suero era “anabólica”, y la caseína “anti-catabólica”.

Dado(0) que 30g de proteína fueron absorbidos en el transcurso de 3-4 horas, supongo que algunas personas creyeron que esto significaba que al cuerpo únicamente le era posible absorber esos mismos 30g durante una sola toma, o también, que se debe comer cada 3-4 horas para seguir siendo “anabólico”. Por desgracia,(0) la gente olvidó algunos hechos que hicieron estos hallazgos irrelevantes para los escenarios del mundo real. En primer lugar, en este estudio se estimó la tasa de absorción de proteína en ayunas, es decir, sin que influyeran las comidas ingeridas anteriormente. Si se hubieran ingerido alimentos por la mañana, o si se hubieran tomado un batido de proteínas tras la comida, la absorción hubiera transcurrido de una forma más lenta.

En(0) segundo lugar, la proteína de suero es la más rápida en ser absorbida (a unos 10g/hora). La caseína es mucho más lenta. Cuando concluyó el experimento de Boirie, la caseína aún continuaba siendo absorbida por el organismo, esto es, tras siete horas de experimento. La mayoría de las proteínas que contienen los alimentos, son absorbidas a una velocidad media de 6,3g/hora, y si a la comida le sumamos además algunos macronutrientes, la absorción se demorará incluso más.

Para saber más:

"Is There a Limit to how Much Protein the Body can Use in a Single Meal?" por Alan Aragon.

“What Are Good Sources of Protein? - Speed of Digestion” (web original en la que se publicó el artículo).

6º Mito: El ayuno provoca la pérdida de masa muscular.

Este mito se sustenta en la(0) creencia popular de que es necesario mantener un flujo constante de absorción aminoácidos para no perder masa muscular. Como ya ha sido explicado en el apartado anterior, la proteína es absorbida por el organismo a un ritmo muy lento. Después de una comida que contenga una importante dosis de proteínas, los aminoácidos van entrando al torrente sanguíneo de forma gradual(0) y durante varias horas.

Ningún estudio ha analizado esto de forma que los resultados obtenidos fueran relevantes para la mayoría de nosotros; como por ejemplo, analizando la presencia de los aminoácidos en la sangre, y(0) la utilización de los mismos por parte de los tejidos, tras la ingesta de un gran filete, verduras, y una porción de queso fresco con fresas, a modo de postre. Esto suponen fácilmente 100g de proteínas y una comida típica para todos aquellos que sigan el “enfoque Leangains”. Ahora podemos sacar nuestras propias conclusiones basándonos en aquello que sabemos; que una modesta cantidad de caseína, consumida en forma líquida, y en un estómago vacío, aún continúa suministrando aminoácidos tras 7 horas transcurridas desde el momento de la ingestión. Atendiendo a esto, no es exagerado suponer que 100g de proteínas, consumidas como parte de una comida variada, y al final de la jornada, continuará suministrando aminoácidos durante unas 16-24 horas aproximadamente.

Pocos estudios han examinado los efectos de un ayuno estándar sobre la retención de masa muscular, ni los han comparado con una dieta control. Ninguno de ellos es relevante en cuanto al modo de cómo la mayoría de(0) la gente suele plantear sus ayunos, y algunos de ellos (los estudios) no están exentos de errores, tanto a nivel de diseño, como a nivel metodológico. Este es el caso del estudio que mostraba un incremento de masa muscular y pérdida de grasa, sin la necesidad de realizar ejercicios con pesos, ni tan siquiera cambiando la ingesta de calorías, sino, simplemente,(0) cambiando la frecuencia de las comidas. Aunque estaría encantado de poder citar este estudio a modo de prueba de los beneficios que otorgan los ayunos intermitentes, en este caso, la composición del cuerpo fue medida mediante la utilización del “BIA”, el cual es altamente impreciso.

El catabolismo proteico sólo puede llegar a ser un problema en los ayunos prolongados.(0) Eso sucede cuando el glucógeno almacenado en el hígado, se agota. Con el fin de mantener el nivel de glucosa en sangre, es necesario que se produzca la conversión de aminoácidos a glucosa (DNG: glucogénesis de novo). Esto ocurre de forma gradual, y si no hay disponibilidad de aminoácidos procedentes de la comida, la proteína se tendrá que obtener a partir de las reservas del propio cuerpo, como por ejemplo, los músculos.(0) Cahill estudió la contribución de los aminoácidos a la DNG después de una carga de 100g de glucosa. Él, observó que, pasadas 16 horas, los aminoácidos procedentes de los músculos contribuyeron, en un 50%, al mantenimiento de los niveles de glucosa, y que, pasadas 28 horas, este porcentaje aumentaba hasta el 100% (cuando el glucógeno almacenado en el hígado se agotó por completo). Obviamente, esto es un punto discutible si tratamos de aplicarlo a una persona que ingiere una comida con una alta dosis de proteínas justo antes de iniciar el ayuno.(0) Esto ocurre dado que tendría disponible una gran cantidad de aminoácidos procedentes de su última comida, los cuales estarán disponibles durante su periodo de ayuno.

Origen:

Este, es un ejemplo de una grave exageración de las realidades tanto fisiológicas como científicas, además de ser irrelevante para cualquier persona que no esté sometida a largos periodos de ayuno o inanición.

7º Mito: Saltarse el desayuno es malo, y hace que engordes.

Saltarse el desayuno es una práctica normalmente asociada a personas con problemas de sobrepeso. La explicación es similar a aquella que aclaraba las relaciones entre la frecuencia de comidas y los pesos corporales. Las personas que se suelen saltar el desayuno tienden a tener hábitos alimentarios muy irregulares, además de mostrar(0) poco interés (e incluso desprecio) por su salud. Igualmente, estas personas tienen más probabilidades de estar a dieta, lo cual indica que hablamos de personas que probablemente pesen más que aquellas que no están siguiendo ninguna dieta. Tengamos(0) en cuenta que estas personas que optan por saltarse el desayuno no encajan precisamente en el perfil de personas que tiendan a sentarse cómodamente en el sofá de su casa con la intención de leer e informarse con tranquilidad sobre los buenos hábitos nutricionales. Más bien responden a ese tipo de personas que suelen decidir, así de repente, de forma impulsiva y alocada, ponerse a dieta, y que acaban siendo víctimas del famoso “efecto rebote”, logrando así, acabar con un peso superior al inicial. Si una persona no ha comido durante un periodo de entre 8 y 10 horas, sus niveles de glucógeno en el hígado se verán ligeramente reducidos. Este ayuno es el que realmente aumenta la sensibilidad a la insulina; no tiene nada que ver con ningún periodo de “tiempo mágico” que supuestamente(0) sólo exista durante las horas matinales. Lo mismo ocurre con el entrenamiento con pesas; nuestra sensibilidad a la(0) insulina se verá aumentará siempre y cuando nuestras reservas de glucógeno muscular no estén completas. De igual manera, no desaparece por el hecho de que se omitan los carbohidratos tras el entrenamiento.

Origen:

En primer lugar, tenemos un gran número de estudios epidemiológicos que muestran una relación entre el hecho de saltarse el desayuno y un mayores pesos corporales en la población. Un investigador interesado en estos estudios comentó lo siguiente acerca de esta costumbre de saltarse el desayuno y la elección de alimentos para el mismo:

“Este colectivo de personas parece representar a aquellas personas “siempre con prisas” que ingieren gran cantidad de dulces y refrescos, o que agarran rápidamente un vaso de leche acompañado de un trozo de queso. Sus altos índices de masa corporal ayudan a afianzar la teoría de que los desordenes alimentarios son una causa(0) más determinante a la hora de engordar, en vez de, o aparte, del total de calorías ingeridas.

A Kellogg's y otras muchas empresas de cereales, les encanta citar una y otra vez estos estudios con la finalidad de hacer creer a la población que desayunar tiene algún tipo de cualidad mágica y celestial a nivel metabólico, y beneficios a la salud en general. En realidad, lo único que estos estudios concluyen, es que desayunar de una forma más o menos correcta, ayuda a mantener un orden alimentario más o menos dentro(0) de la normalidad.

Otros estudios citados con frecuencia, suelen afirmar que el desayuno es beneficioso en cuanto a lo que a la sensibilidad a la insulina se refiere. Todos estos estudios suelen estar plagados de errores metodológicos, y carecen, en su mayor parte,(0) de un buen control y diseño.

En un famoso estudio, conocido en todo el mundo, a los sujetos se les encomendó comer más, en condiciones de total libertad. Los resultados mostraron que aquellos se tenían a saltarse el desayuno acabaron comiendo más, y, en consecuencia, ganaron más peso.

En esencia, aquellas personas que desayunaron normalmente, lograron controlar mejor su consumo de energía durante el resto del día, al contrario de lo que sucedía con aquellos que se lo saltaban. El aumento de grasa corporal siempre afecta negativamente a la sensibilidad(0) a la insulina y a otros parámetros relacionados con la salud. La gente en general, ha utilizado estas conclusiones para sostener la idea de que desayunar es una práctica enormemente beneficiosa que, entre otras cosas, mejora la sensibilidad a la insulina. Ni que decir tiene, que eso no es en absoluto lo que mostró dicho estudio.

8º Mito: El ayuno aumenta el cortisol.

El cortisol es un esteroide que mantene la presión sanguínea, regula el sistema inmunológico, y ayuda a descomponer las proteínas, glucosa y lípidos. Es una hormona que ha recibido una muy mala reputación en los entornos fitness y de la salud, pero la(0) tenemos en nuestro cuerpo por una razón: El cortisol nos ayuda a levantarnos de la cama por las mañanas. Los problemas con el cortisol están relacionados con la depresión y el letargo. Los niveles de cortisol se elevan durante el ejercicio, ayuda a movilizar la grasa, aumenta el rendimiento, y es probablemente la hormona responsable de los sentimientos de euforia que a veces se experimentan tras el entrenamiento. Tratar de suprimir la subida de los niveles de cortisol durante los entrenamientos, o los niveles(0) diurnos normales, es una tontería. Un problema crónico de niveles de cortisol elevados, resultado de una tensión psicológica y/o fisiológica, es tema aparte, y, sin duda perjudicial para la salud; aumenta la degradación de las proteínas, el(0) apetito, y puede conducir a la depresión.

El ayuno a corto plazo no afecta a los niveles medios de cortisol, y esta es una cuestión que ha sido ampliamente estudiada mediante los ayunos típicos del Ramadán. Normalmente, los niveles de cortisol alcanzan su punto máximo por las mañanas, y a partir de ahí, van disminuyendo durante el día. Durante el Ramadán, lo único que cambia es el ritmo, pues, durante este ayuno, los niveles de cortisol se mantienen constantes e inalterados durante todo el día.

En un estudio sobre el ayuno de Ramadán, practicado por jugadores de rugby, se observó que los sujetos perdieron grasa y retuvieron bastante bien la musculatura, y lo hicieron a pesar de entrenar en un estado de deshidratación, sin comidas pre/post-entreno, y con una ingesta total de proteínas mucho menor de lo habitual. A pesar de ello, y citando textualmente:

"Durante le periodo de 4 semanas,(0) la masa corporal se redujo significativamente y lo hizo de forma progresiva; la grasa se perdió, pero se conservó el tejido..."

“... En realidad, las concentraciones de urea disminuyeron durante el Ramadán, dando así soporte a la opinión de que no hubo(0) una aceleración del metabolismo para compensar la disminución de la ingesta de proteínas.”

En un estudio sobre el ayuno intermitente, el grupo de ayuno, incluso experimentó una “disminución significativa en las concentraciones de cortisol”; sin embargo, este estudio ha de ser interpretado con cuidado(0) debido a que contiene ciertos errores en su diseño.

En definitiva; la creencia de que el cortisol aumenta durante el ayuno, y que esto, a su vez, podría tener consecuencias poco deseables (como por ejemplo, la pérdida de masa muscular), no tiene base científica alguna.

9º Mito: Entrenar en ayunas provoca la pérdida de músculo y te deja sin fuerzas.

Una gran cantidad de investigaciones sobre el rendimiento, realizadas durante el Ramadán, llegó a la conclusión de que las actividades aeróbicas, como correr durante 60 minutos, tiene un pequeño impacto negativo en el rendimiento. Un importantísimo factor aquí, es la deshidratación, pues el Ramadán implica la restricción de líquidos. Es interesante apuntar que el rendimiento anaeróbico, como el levantamiento de pesas, se ve mucho menos afectado.

Sin embargo, otros(0) estudios más relevantes, los cuales no incluyen la restricción de líquidos, muestran que ni la fuerza, ni los entrenamientos de resistencia de baja intensidad, se ven afectados; esto ocurre así incluso transcurridos tres días y medio después de comenzar el ayuno. Otra investigación reciente sobre el ejercicio en ayunas, respalda la hipótesis anterior. Quién se interese por leer mi comentario acerca de ese estudio, comprobará que la única área en la cual el grupo de personas normalmente alimentadas resultó superior que el grupo en ayunas(0) fue en “V02máx” Probablemente esto suceda así, gracias a que los carbohidratos les permitieron entrenar con una intensidad superior. De igual manera, podrás observar los interesantísimos resultados obtenidos sobre el grupo en ayunas. En dicha revisión del estudio, también se podrá observar(0) que el entrenamiento de resistencia en ayunas no se vio afectado, y tampoco en “V02máx” (es más, sucedió lo contrario). Esto se puede explicar teniendo en cuenta el entrenamiento de menor intensidad.

En conclusión, el estado de ayunas no afecta al rendimiento durante el entrenamiento con pesos, lo cual es, probablemente, el punto que más interesará a las personas que leerán esto. A pesar de ello, entrenar en un completo estado de ayunas no es precisamente algo que yo recomendaría para lograr un progreso óptimo. Las(0) investigaciones dejan muy claros los beneficios que se derivan de las comidas ricas en proteínas pre/post-entreno a la hora de maximizar la síntesis de proteínas. Por esta razón, sugiero la toma de 10g de “BCAA” antes de empezar un entrenamiento en ayunas.

Lee más acerca de las comidas pre-entrenamiento y rendimiento en ayunas: "Pre-workout Protein Boosts Metabolism" and "Fasted Training Boosts Muscle Growth?". (web original del artículo)

También(0) disponible: “Early Morning Fasted Training” (web original del artículo)

Las instrucciones específicas para el entrenamiento en ayunas se tratan en: "The Leangains Guide" (web original del artículo)

Origen:

Parece bastante lógico pensar que una gran comida pre-entrenamiento ayudará a mejorar el rendimiento, por lo cual, no es de extrañar que la gente tenga dudas sobre el rendimiento con un estómago vacío.

10º Mito: Desayuna como un rey, come como un príncipe, y cena como un mendigo.

Relacionado con este dicho, está también la creencia de que se deben reducir los hidratos de carbono a medida que se acerca la noche, dado(0) que así no se favorecerá el almacenamiento de grasa. Si bien esto puede sonar muy bien sobre el papel, no existe nada que respalde esta teoría, y es más, hay muchas cosas que demuestran que es una hipótesis equivocada.

Los argumentos más fuertes en contra de esta creencia son los numerosos estudios disponibles sobre la composición corporal, y la salud, durante, y después del ayuno del Ramadán. Este patrón regular de comida, basado en “fiestas nocturnas” tiene un efecto neutro o positivo(0) sobre el porcentaje de grasa corporal y otros parámetros de la salud. También hay que tener en cuenta que esto es un ejemplo extremo. Esta gente, literalmente engulle grandes cantidades de hidratos de carbono en plena noche, sin ningún tipo de efecto perjudicial. Sin embargo, en el extraño mucho del culturismo y el fitness, la gente(0) se preocupa y discute en torno a ideas como por ejemplo “¿está bien tomar 50 gramos de hidratos de carbono en la última comida?”.

Si los datos científicos sobre los ayunos durante el Ramadán no fueran suficientes, existen además otros muchos estudios que muestran que no existe un cambio significativo en cuanto a ganar o perder peso por el hecho de comer antes o más tarde durante el día.

En un estudio que comparaba dos patrones alimentarios distintos (un grupo tomaba más calorías por las mañanas y el otro las consumía mayoritariamente por la tarde), se observaron mejores resultados en aquel grupo en(0) el cual se ingerían grandes cantidades de comida por las tardes. Aquellos que consumían más calorías por las mañanas experimentaron cierta pérdida de peso, la ganancia experimentada por el otro grupo se debió principalmente a la ganancia de masa muscular. Aquello que comían más por las tardes, conservaron mejor su tejido muscular, lo cual dio lugar a una disminución del porcentaje de grasa corporal.

Origen:

Al igual que saltarse el desayuno es una práctica asociada a mayores pesos corporales en la población, también ocurre lo mismo con la gente que ingiere grandes cantidades de comida a altas horas. Si has aguantado la lectura hasta este punto, entenderás lo ridículo que resultaría alegar que “comer mucho y a altas horas del día hace que uno engorde”.(0) Aquellas personas que se dedican a inflarse por las noches, por ejemplo, picando cosas frente a la televisión, son más propensos a pesar más que los demás. No es su costumbre de comer tarde la que provoca que engorden, sino su estilo de vida. Ningún estudio serio demuestra que comer mucho por la noche afecte negativamente a la composición corporal en comparación con otras comidas consumidas a horas más tempranas.

A veces, algunos estudios realizados sobre trabajadores(0) por turnos, son citados en un intento de afirmar que comer a altas horas es malo para la salud. Estos son estudios que carecen de control (en términos de consumo de calorías), y además(0) confunden el hecho de que los trabajos por turnos tienen unos efectos negativos independientes sobre algunos parámetros de la salud, como por ejemplo, la tolerancia a la glucosa, y lípidos en la sangre. Nunca hay que olvidar que el contexto siempre es un factor importantísimo.

Aunque no tengo por costumbre citar estudios realizados con animales, “Science Daily” publicó que desmentía el mito de que “comer por las noches engorda” basándose en resultados obtenidos en monos. En este caso, merece la pena citarlo dado que los monos son metabólicamente hablando, muy cercanos a los humanos.

Bueno; esto es todo, de momento.(0) Ahora pienso que debí de haber escrito esto hace ya mucho tiempo. Desde luego me hubiera ahorrado enromes cantidades de tiempo y energía.

Por último, me gustaría comentar que, si aquél que haya leído esto, lo considera interesante, se lo pudiera facilitar a aquellas pobres personas que sigan engañadas por todas esas tonterías que se dicen por estos mundos. Tal vez así logremos poco a poco poner fin a esto, e impedir que miles de personas sigan planificando(0) dietas y, en algunos casos, perjudicando su salud en base a una inmesa sarta de tonterías.




Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247290#pid247290


Introduzca aquí el texto:
View User's Profile View All Posts By User
Anonymous
(Unregistered)

Anonymous



Status: Offline

posted on 6-2-2011 at 06:07:10.103 Permalink
O me equivoco o mucho me temo que este artículo está en español en otro tema del foro. Quizás en un mensaje de(0) Mateus.


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247335#pid247335

Sebas
(Member)


Sebas


Registered 22-9-2006
Status: Offline

Kaiserswerth - Düsseldorf
Germany Germany
Mood: ¡¡ Maximum-Sunscout !!

posted on 6-2-2011 at 11:20:50.515 Permalink
Que me quiten lo "baila'o!

(0)


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247339#pid247339


Introduzca aquí el texto:
View User's Profile View All Posts By User
Sebas
(Member)


Sebas


Registered 22-9-2006
Status: Offline

Kaiserswerth - Düsseldorf
Germany Germany
Mood: ¡¡ Maximum-Sunscout !!

posted on 11-2-2011 at 12:14:40.412 Permalink
Oye, Carlos;

tú al parecer le das mucha credibilidad a este artículo, a juzgar por tu comentario anterior:
Un artículo muy interesante que muestra como vamos asimilando un sistema de creencias casi sin darnos cuenta. Resalta también la importancia de ser absolutamente escéptico con todo, incluso con lo que se está aplicando diariamente bajo una aparente perspectiva lógica.

Teniendo esto en cuenta, y la relevancia que me merece(0) tu opinión, considero que este artículo es una auténtica bomba para todo aquello que, también en este foro, decimos o apoyamos a diario.

De repente da igual que me haga una dieta de dos grandes comidas al día, u otra de 6 más pequeñas.
No hace falta que me preocupe(0) por calcular cantidades de proteína por comida en un intento de no pasarme, y tampoco hace falta que haga una ingesta regular de proteínas a lo largo del día.
Y ahora, al parecer, si quiero comerme un platazo de arroz por la noche, puedo hacerlo sin temor a "engordar más".

No sé si es que no estoy "en la onda" o si hay algo por en medio que me he perdido, pero si este es un artículo que realmente dice las cosa como son, me parece que aquí todo el mundo calla por miedo de ver todas sus creencias ridiculizadas(0) y estampadas contra el suelo.

¿me he perdido algo?

[Editado el 11-2-2011 12:17 por Sebas]


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247793#pid247793


Introduzca aquí el texto:
View User's Profile View All Posts By User
Cristobal
(Member)


Cristobal


Registered 26-9-2005
Status: Offline

Alcorcón - Madrid
Spain Spain
Mood: ns/nc

posted on 11-2-2011 at 12:29:10.103 Permalink
Estoy de acuerdo en lo interesante(0) de la pregunta, también por tener en gran estima los análisis de Carlos.

Un cataclismo similar me produjo el día que echó por tierra las famosas cantidades - guía de proteína por kilo de peso corporal al día.

Aún así, al final me temo (aunque no me hace mucha gracia) que no nos queda más remedio que recopilar informacion, experimentar, y hallar "nuestra" verdad, ya que una verdad absoluta en estos temas es imposible.

Edito: más que al artículo en sí, me temo que a lo que otorga valor es al mero hecho de ser escéptico,(0) pero ya nos lo contará él.

[Editado el 11-2-2011 12:32 por Cristóbal]


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247795#pid247795

View User's Profile View All Posts By User
Anonymous
(Unregistered)

Anonymous



Status: Offline

posted on 11-2-2011 at 15:54:40.412 Permalink
Si es que luego cualquier cosa que quieres "creer"(0) suele venir precedida de X estudios, por lo que en principio lo consideras "cierto".

Como dice Cristóbal,al final solo nos queda buscar nuestra "verdad",comparando,o poniendo en practica...alla cada uno.


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247813#pid247813

Anonymous
(Unregistered)

Anonymous



Status: Offline

posted on 11-2-2011 at 21:29:30.309 Permalink
Esa es la conclusión Sebas. No creo que se calle por miedo a ser ridiculizado pero sí que todos(0) son sistemas de creencias y tienen que tomarse como tales.

Este mundillo nunca se ha movido libremente por sí mismo y su aparición pública ha venido de la mano de mercachifles que lo han llevado hacia donde les ha interesado en cada momento.

El ayer "gurú" que preconizaba los beneficios del entreno lento e intenso, hoy asegura que también todo lo contrario es válido; comer mucho, igual que comer poco; y hasta que añadir al cuerpo un considerable peso con fines recreativos no es ni insano, ni inútil,...

Hasta el amigo bien intencionado con años(0) de gimnasio a sus espaldas está más influenciado por el efecto contagio y la tradición oral que por propias iniciativas de estudio.

Después de tantos años lo único que hay claro es que nadie mínimamente capacitado va a meter mano aquí a darle la estructuración que necesita, o porque no le interesa o porque no le dejarán; por tanto es mejor tomar todo como viene pero no demasiado en serio y dando por(0) cierto exactamente nada, bueno sí, que mañana mismo todo cambiará y la moda será otra.


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247867#pid247867

Nekro





Status: Offline

posted on 14-2-2011 at 20:11:40.412 Permalink
Bueno voy a dar mi pequeño aporte a este ema.

Hace poco lei en un libro sobre tradiciones milenarias de la cultura alimenticia y sexual del oriete, todas la informacion es producto de las enseñansas de de los monjes taoisas, con algunos estudios de la ciencia moderna q recien empiezan a descubrir cosas que los antiguos orientales conocian de(0) sus cuerpos mediante meditacion y una conciencia un poco mas desarrollada hacia el cuerpo humano.

Me fui un poco x las ramas, pero el libro tenia un capitulo en el que hablaba sobre que hacer un ayuno de unos pocos dias es bueno porque el cuerpo empieza un mecanismo de depuracion.
Limpiando totalmene el Colon obstruido, mejorando la circulacio de sangre x el cuerpo,(0) ayudando en muchos aspectos a la salud, de hecho ese libro es partidario acerca de que una buena alimentacion es como una medicina para el cuerpo.
Tambien hacia referecia a personajes historicos que practicaban el ayuno como los antiguos griegos (aristoteles les exigia a sus alumos que practicaran el ayuno antes de explicarles sus mas complicados temas)

Y bueno lei muchas otras cosas que en tantto me acuerde ire agregando.

[Editado el 14-2-2011(0) 20:14 por Nekro]


Source Culturismo Digital: http://foro.culturismodigital.com/threads/los-10-mitos-del-ayuno/00022343?pid=247963#pid247963


Go previous thread at this forum Go next thread at this forum

go to top

Copyright © 2002-2014 CulturismoDigital - Version 3.1.0360 - Report abuse
[Processed in 0.5738270 seconds, 110 queries] [22-10-2014 05:42]